Está cartografía es una variante de la extracción vectorial, pero de alta precisión y con especificaciones técnicas específicas de acuerdo a la normativa emitida por el INEGI.

La cartografía catastral utiliza fotografías aéreas con resolución de 10 centímetros y las fotografías cuentan con parámetros que permiten generar los procesos fotogramétricos que permiten medir con precisión durante la extracción de los vectores.

Los rasgos típicos que se interpretan son: predios, construcciones, banquetas, ejes de calles, áreas verdes, albercas, entre otros.